, , , ,

Coaching de Equipos y Calidad Humana

La calidad humana marca la diferencia. Muchos de los expertos que encontraréis por ahí le llamarán identificación con los valores, ponerse la camiseta, tener las “core competencias”, en fin un montón de cosas. Puede que todo esto sea cierto pero yo me refiero a otra cosa.
Me refiero a esas personas que a menudo pasan desapercibidas, que no hacen ruido, que no forman parte de ningún grupo especial dentro de la organización, que en la gran mayoría de ocasiones no ocupan puestos de responsabilidad.
Esas personas a las que les gusta su trabajo, que lo hacen bien y se entregan a él; con independencia de los planes de recursos humanos, de los incentivos que tienen (y que la mayoría de las veces no tienen), de los sistemas de gestión múltiples (competencias, DPO, DPV), de sus salarios de lo más normal; hacen lo que deben porqué creen que tienen que hacerlo por encima cualquier consideración, lo hacen porque están seguros que su aportación suma, porque creen en lo que hacen.
Son estas personas en su conjunto, las que no salen en los anuarios, ni en las fotos de familia, las que con su labor constante y discreta dan consistencia, continuidad y estabilidad a la realidad empresarial.
Reconozco que después de 10 años de consultor de recursos humanos y una mentalidad muy orientada a la tarea, en mucha ocasiones he sufrido los efectos secundarios del rol en el sentido de tener que implantar un programa de procesos, de desempeño u otros y olvidar que existen personas al otro lado. La paradoja de trabajar para las personas y en ocasiones olvidarte de ellas y trabajar para resolver tu encargo. Estas mismas personas que cuando las encuentras en “tu proyecto” , muestran tal sentido común y sabiduría que no puedes hacer otra cosa que reconocerlo y tomar un poquito más de conciencia.
Esta calidad humana que todos tenemos pero sólo algun@s ponen con todo el cariño en sus ocupaciones es lo que al final marca una diferencia importante en los resultados. Gracias a los que hacéis esta entrega y gracias también a los responsables y directivos que generan escenarios dónde las personas sigan teniendo ganas de hacerlo.
Hasta pronto.
0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

* Copy This Password *

* Type Or Paste Password Here *